Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 37 usuarios anónimos y 0 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Correos: Conocí la obra ya con 35 años.- Ana María

010. Testimonios
Ana María :

Me gustaría que este escrito llegará a leerlo Carmen Charo pues es referente a su escrito que tanto me ha ayudado a mí.

Antes que nada deciros que por desgracia no aprendí lo suficiente para hacer una buena redacción pero os prometo que estoy en ello y pienso que lo conseguiré poco a poco pero perdonad si os duele los ojos de tanta falta de ortografía.

yo me llamaré Ana, nací en septiembre del 62 en un pueblo de playa muy bonito en el cual desgraciadamente no resido por motivos familiares, soy la 3 de 6 hermanos única chica hasta que cumplí los 15 años que nació mi hermana, la ilusión de mis padres -bueno más de mi madre era tener una criada para que le hiciera la casa y cuidara los demás hijos que pudieran venir-.

Y así fue tuve la desgracia de nacer en el seno de una familia muy humilde pero que no tenían pretensiones de nada solo de hijos al mundo y que se apañen para salir adelante ya crecerán como sea. Fui maltratada desde los 6 años tanto físicamente como psicológicamente, todavía no sé qué me duele más si el fisico o el psicológico y mira que han pasado años. Fui objeto de tocamientos sexuales por parte de mis dos hermanos mayores de un primo hermano de mi padre, que por aquel entonces tendría unos 17 ó 18 años -él claro está-, yo solo tenía 8. Asi hasta casi los 15 años.

Me pegó mi madre hasta el punto de en una ocasión perder el conocimiento al cogerme del cuello. Ni se inmutó cuando desperté y aún continuó diciéndome que por eso nadie se moría. Es algo que jamás voy a olvidar y por desgracia no puedo ni perdonar. Marché de mi casa con 16 años cansada de todo y de todos; me puse a cuidar niños ¿que podia hacer? Tenía que subsistir como fuera, me fui encerrando en mí misma, no tenía amigas, lloraba y lloraba tanto que me hundí profundamente en una depresión pero yo sola salí de ella. Siempre me decía ¡vamos Ana adelante tu puedes!.

Iba a estudiar y para tener el graduado por la noche, por el día trabajaba como una burra, siempre pensaba que si estudiaba podría tener más salidas y la verdad no me puedo quejar. Despues conocí al que es mi marido, me casé con 22 años quizá harta de estar sola. Tengo 2 hijas mayores y una pequeñita, que gracias a mi generosidad para con Dios traje al mundo después de haber pasado 13 años de mi última hija, pero estamos contentos. Es un sol de niña.

Y, vosotros direis ¿qué le importará esto a Carmen Charo? Pues todo esto es para deciros que yo conocí la obra ya con 35 años. A pesar de tener mi familia había algo, no sé, que a mí me faltaba. Conocí la obra a través de una amiga -pensé que era amiga pero descubrí con el tiempo que solo se acercó a mi para ser del opus-. Me dejé llevar por su saber estar, su talante, sus buenas maneras... Todo en ella me parecía maravilloso. Qué chica tan amable, nunca había tenido una amiga que se preocupara tanto por mí.

Pasó el tiempo y empezamos a vernos ella, su marido, el mío y todo bien. Cuando me quise dar cuenta estaba pidiendo la admisión como supernumeraria. Cada vez que iba al centro me hacian ver cuanta vocación tenía, Dios me llamaba a mí. Hay que ver qué suerte, tanta gente y me llama justamente a mí. Ahí empezó todo, tenía que ser generosa con Dios, era lo más importante: buscar pitables, -vamos ni que yo fuera un árbitro-, tener más hijos (bueno la culpa fue mía, no digo que ellas fueran las culpables, pero no entenderé nunca cómo me dejé comer el coco).

Imagino que con mi baja estima se supieron aprovechar un poco. Después: que a las convi y cursos de retiro hay que ir aunque tu hija vaya detrás. Pues fui de convi pero al segundo día me marché; ellas contrariadas, no querian, pero también perturbaba su descanso con el llanto de mi hija de 3 meses. Además querían que pagara todo el curso. Ahí me di cuenta: los cursos y convi, no eran más que una forma de mantener las casa. Triste pero es lo que yo ví y sentí.

Despues: ¿tus amigos quienes son? ¿en qué trabajan? ¿qué posición tienen?, ¿pueden ser pitables?, vamos unas cosas alucinantes de por más. Tengo un familiar que cuando se acercan las elecciones siempre dice: "antes de meter, mucho prometer, despues de haber metido de lo prometido nada cumplido". Eso hacen ellas y ellos, mentir para que entres y cuando has entrado ya no haces falta, sobras, pues tu cometido es traer gente, dar aportación y hacer normas. Yo paso de las normas, lo que pasa es que no les hablo y si hablo al final miento más que les hablo. Sé que debería dejarlo ya pero sigo por la gente que sé que ya no tendré mas trato y en el fondo me duele solo pensar que después, me van a ver por la calle y no me van a saludar. Sé que es una tontería pero es como lo siento. Yo además es que paso de todo voy a algún círculo pero no a todos; siempre tengo alguna excusa preparada, además estoy a 24 kilómetros del centro y tengo 3 hijas que son más importante que ellas.

Así pues creo que me dejé captar de la manera más tonta que hay. Yo, que me marché de mi casa con 16 años, me supe cuidar sin caer ni en la droga ni otras cosas peores, me dejo captar por el Opus Dei. Qué incoherencia tan grande seguir solo por miedo a no agradar a los demás, no sé porque me pasa esto.

Cuando he ido a contarles algún problema y les decía que no podía dormir intentaron llevarme a un médico para que me diera pastillas. Debía ser de casa según ellas, pero les dije que ni hablar. Estuvo la directora del cento así casi 2 años dándome la vara, hasta que un día me harté y tuve que ser maleducada.

Así que aquí estoy esperando de nuevo otro San Jose para ver si digo a Dios o ellas mo lo dicen a mí, aunque cuando digo "no voy a renovar", me hacen otro lavado y a empezar de nuevo.

Por eso Carmen Charo, cuando leí tu escrito me ayudó saber que aunque tus padres fueran como fueran, te dieron una carrera y saliste adelante. Aunque de forma diferente a la mía, has salido adelante. Yo jamás perdonaré ni a padres ni a hermanos.

Ana Maria


Publicado el Lunes, 02 febrero 2004



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 010. Testimonios


Noticia más leída sobre 010. Testimonios:
Diecinueve años de mi vida caminando en una mentira: OPUS DEI.- Ana Azanza


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.095 Segundos