Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 54 usuarios anónimos y 0 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: En un centro de universitarias (1).- María Canela

010. Testimonios
MariaCanela :

A una numeraria le angustia seguir siéndolo.

Su formación es tal que el lugar sin Dios que es el infierno, es mejor lugar que estar fuera de la obra. 

No puede dar el paso. Empieza a tener comportamientos fuera de lo ordinario. El centro fija la atención en ella. Desde delegación deciden llevarla a un psicólogo numerario. Él informa que vocación sí que tiene, pero que hay una idea equivocada de la vocación y de Dios Padre. Empieza su terapia de ayuda para permanecer en la obra...



Le receta unas pastillas. Solo es necesario apuntar el nombre en un papel y la numeraria del centro que trabaja en una farmacia, las traerá. Al entregarla indica asustada que esas pastillas son para dormir a un caballo, pero no para alguien tan joven. La directora indica que se seguirán las instrucciones del psicólogo numerario, que son a su vez las de la delegación. 

Le preparan una habitación apartada en la casa, con baño propio. Duerme por el día. La habitación completamente oscura. Sale por la noche a la cocina cuando ya el centro duerme. No convive, más parece un animal nocturno encerrado...

Al cabo de unas semanas las demás empiezan a preguntar por ella. Reciben la respuesta: encomiéndala. Empiezan a sentirse angustiadas. La directora les aclara que obedecen a delegación y al psicólogo. Todo en lo que llaman "en manos de Dios". 

Vienen sus padres supernumerarios, que tienen más hijos de la obra. Ven la situación, cómo pasa las horas del día su hija. Asustados, proponen que le debe dar el aire, el sol y salir a hacer deporte. Como supernumerarios que son, con visión sobrenatural y fe en la obra, dejan a su hija en aquel centro. Aunque hayan visto lo que han visto, deciden ponerse a disposición de lo que diga "la gracia de Dios a través de las directoras".

La directora no cuenta con el resto del consejo local pero expresa sus opiniones personales en términos de "el consejo local ha visto que", con conocimiento y aprobación de la delegación. 

Pasan semanas y la delegación decide que le comunicará un lunes que no tiene vocación. Hay que llevarla antes un fin de semana a un apartamento a la playa para poder justificar que "se ha hecho todo lo posible porque mejore su salud". La directora se queda en el centro. Escoge a dos que están preparándose para unos exámenes finales para que la acompañen. La obediencia está antes que la santificación en el trabajo. Si obedecen, seguro que Dios les premiará poniendo en el examen lo que les haya dado tiempo de estudiar hasta ayer. Les cuenta varias anécdotas de numerarias que les ha pasado eso, por obedecer a sus directoras.  

Ella. El sábado, teniendo la experiencia que se obtiene con dos prácticas de autoescuela, desaparece con las llaves del coche. Había hablado de suicidio. Las que la han acompañado buscan con desesperación por el pueblo y la encuentran. Estaba bien, pero con las horas que han pasado de angustia quedan muy afectadas. De gran intensidad lo vivido. A la vuelta necesitan desahogarse y contar lo ocurrido con el intento de suicidio y el coche. Pero esas semanas siguientes siempre hay alguna razón para posponer las charlas fraternas. Deben recordar que no se puede hablar sobre las emociones fuera de la charla, "no es de espíritu", y no se estaría haciendo "la voluntad de Dios". 

El lunes, como estaba previsto, le comunican que han visto que no tiene vocación y que se vaya a casa cuando el resto del centro esté en clase. Para que no la vean irse. Les afectaría. 

Las semanas siguientes la ya exnumeraria pide seguir recibiendo atención espiritual. Con palabras le dicen que siempre estarán a su disposición, con hechos "la que te lleva la charla se ha tenido que ir hoy sin poder avisarte", "han cambiado el día del círculo, ¿no te avisaron?". 

Ella confiesa que todas son muy buenas con ella y cree que ella no es tan importante como para que cumplan con la palabra que le han dado. La directora sale a la calle cuando sabe que ella va a venir, se esconde cuando sabe que está en el centro, y espera a que se vaya para salir. 

Un ejemplo de cómo es la libertad de las conciencias en el Opus Dei. De sus psicólogos. De la visión sobrenatural de unos padres supernumerarios. ´

Una prueba de que no hay secretos en la Obra... De que la vida dentro es de cristianos corrientes en medio del mundo…

María Canela 

<<Siguiente>>




Publicado el Viernes, 03 febrero 2017



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 010. Testimonios


Noticia más leída sobre 010. Testimonios:
Diecinueve años de mi vida caminando en una mentira: OPUS DEI.- Ana Azanza


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.339 Segundos